Hey! Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Al navegar aceptas el uso que hacemos de ellas. Cerrar

AYUDAMOS A LLEGAR... MUJERES CON NIÑOS COMIENZAN

0% Completado


Hola soy Sofía, soy una mujer de 39 años con un bebe de 14 meses. Hace 7 meses he marchado de mi casa por violencia doméstica.

No quiero hablarte de mis cicatrices... esto pertenece al pasado y lo dejé atrás la mañana que me dije Sofía prométeme que nunca más. Cuando me quede sola en casa cogí dos maletas, mi bebé y marche.

Los primeros tres meses fueron una locura, es difícil de explicar y sobre todo de entender hasta que no te ves en la situación. Su persecución y acoso fue horrible! Teníamos una buena posición socio-económica, pero él lo tenía todo bajo su control.

Lamentablemente como sociedad estamos preparados para condenar estos hechos desde la distancia, pero no estamos preparados para condenarlo, cuando se trata de alguien cercano. Es difícil condenar a un hermano, a hijo o a un amigo. Más cuando son personas encantadoras frente a la sociedad.

Mis amigas también eran acosadas y amenazas si me ayudaban, cosa que les inquietaban pero no me dieron la espalda por supuesto. Pero te puedes imaginar la culpabilidad que sentía cuando veía que yo, solo estaba significando traer miedo e intranquilidad en sus propios hogares? Algo que no me pareció justo.

Por tanto decidi tomar distancia de todo, soy de Barcelona y marché a Gerona.
Y te preguntarás, para algo está la justicia. Y si, pero lamentablemente la justicia es eficiente con tiempo y dinero. Cuando te enfrentas a tu exmarido que puede pagar los mejores abogados y tu sólo cuentas con uno de oficio la desventaja es enorme. Es una pena, pero es la realidad.

Hoy sólo cuento con una pensión de 200€. Me estoy moviendo mucho para buscar trabajo, incluso estoy montando una web, mediante dropshiping, como alternativa para generar ingresos.

Sé que esto pasará, sé que la situación que estoy pasando es pasajera, sé que pronto llegará el día en que me despierte orgullosa de haber recuperado mi independencia.

Pero ahora mismo necesito un margen, necesito un respiro, necesito despertarme sin miedo a que me hayan cortado la luz, necesito poder centrarme en proyectar mi futuro, sin pensar cómo voy a hacer para comprar la leche del bebe, necesito volver a ser esa amiga que llama a sus amigas para tener una conversación amena y no la que llama para pedir ayuda.

Por este motivo he decidido tomar este paso, abrir mi corazón y con toda la honestidad decirte que necesito un poco de ayuda para tener un respiro y continuar adelante, volver a reconstruir mi vida con dignidad, honestidad y esfuerzo que han sido los valores en los que siempre me he movido.

Sé que todo esto pasará, por favor ayúdame a que pase ya.
Muchas gracias por tu tiempo, por haberme leído y gracias por ayudarme, sea la cantidad que sea... hoy para mí la suma de muchos pequeños gestos, son muy importantes y significativos para mi.

Muchas Gracias!
Un abrazo
Sofía








Comentarios (0)

Dejar un comentario

Campos con * son obligatorios.

Por favor, tienes que iniciar sesión para enviar un comentario.

Creado por

Sofia Sanz

5 €

RECAUDADO DE 30.000 € REQUERIDO

Últimas Aportaciones (1)

5 €

Por Anónimo